lunes, 17 de abril de 2017

Apuntes: Consolidación del Estado nacional 1862-1880


Introducción
Tras la creación del Estado nacional, luego de la unión de Buenos Aires con la Confederación Argentina y la elección de Bartolomé Mitre como presidente, comenzó un proceso en el cual el Estado debió consolidar su autoridad en todo el territorio. Este proceso se prolongó durante las tres primeras presidencias argentinas: Bartolomé Mitre (1862-1868), Domingo Sarmiento (1868-1874), Nicolás Avellaneda (1874-1880)

Formas de consolidación del Estado argentino

1)      Uso de la violencia estatal. A través, fundamentalmente, de un nuevo ejército nacional fueron reprimidos sectores que no reconocía la autoridad del Estado.
a)      Caudillos provinciales: en provincias como San Luis, Catamarca, La Rioja y Entre Ríos, el ejército nacional eliminó a las montoneras (grupos armados) lideradas por caudillos que se oponían al gobierno nacional por considerarlo ilegítimo.
b)      Pueblos originarios de la Patagonia: El crecimiento de la demanda internacional de materia prima, llevó a la burguesía terrateniente a impulsar, a través del Estado, el genocidio (masacre de un grupo por cuestiones étnicas) de grupos indígenas patagónicos (principalmente, mapuches y tehuelches) que habitaban la zona desde hacía siglos. Esta masacre fue denominada “Conquista del Desierto” y fue liderada por el General Julio Argentino Roca en 1879. Más tarde Roca se transformará en el máximo líder político del país.
c)      Justificación de la represión estatal: Tanto el aniquilamiento de los pueblos indígenas como el de los caudillos fue legitimado a través de un discurso que denominaba esta masacre como un avance de la “civilización” (criolla, blanca y heredera de Europa) sobre la “barbarie”, la cual supuestamente obstaculizaba el progreso de Argentina como nación. Uno de los ideólogos de esta postura fue Domingo Sarmiento.

2)      Pacto con la burguesía: El Estado era, en esta época, un representante directo de los intereses de la burguesía. Para ello fue necesario que el gobierno nacional estableciera pacto con todos los terratenientes de todas las provincias. Una forma de asegurar este pacto consistió en no cobrarle impuestos a las exportaciones de alimentos y materia prima, principal forma de acaparamiento de riqueza de la burguesía del país.

3)      Construcción de obras públicas: Relacionado con el pacto de la burguesía, el Estado impulsó la construcción de obras destinadas, principalmente, al funcionamiento del modelo agroexportador: caminos, puertos, vías ferroviarias. Para financiar este objetivo, el Estado recurrió a préstamos (principalmente de Inglaterra) u otorgó la construcción de obras a empresas inglesas. El ejemplo más importante de esto último, fue la construcción de vías ferroviarias, con la cual las compañías británicas se beneficiaban con las tierras lindantes a las vías y la concesión de las líneas ferroviarias.

4)      Fomento de la inmigración: En las provincias había falta de mano de obra (principalmente rural) que imposibilitaba a la burguesía poseer un número de trabajadores necesarios para la producción agrícola ganadera. Para solucionar este problema, el Estado fomentó la llegada de inmigrantes provenientes de regiones de Europa afectados por una severa crisis económica (principalmente, italianos, españoles, rusos, polacos, armenios, turcos, irlandeses). La masiva llegada de inmigrantes se produjo entre 1860 y 1930. El crecimiento de la población fue muy amplio: por ejemplo en 1869 el primer censo de población arrojó que Argentina tenía 2 millones de habitantes, y el de 1910 mostró que la población era de 10 millones (en Buenos Aires la mitad de la población era inmigrante).

5)      Creación de empleo público: las necesidades políticas y administrativas del Estado llevaba a crear municipalidades, correos y escuelas en todo el país. Los empleados públicos solían ser leales a la autoridad estatal ya que éste les aseguraba un empleo fijo y relativamente estable, al contrario que las entidades privadas.


6)      Fomento de identidad nacional: para facilitar su reconocimiento por diferentes sectores sociales, el Estado buscó consolidar una identidad nacional. Principalmente, a través de la escuela, los niños incorporaban toda una serie pautas vinculadas con la construcción de la ‘argentinidad’. Además, la escuela cumple una función disciplinadora relacionada con la formación de futuros trabajadores con sus reglas y su arquitectura. No obstante, este objetivo se veía obstaculizado por la gran cantidad de población inmigrante que, por cuestiones culturales, era en gran parte indiferente a los discursos y prácticas y nacionalistas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario